miércoles, 24 de octubre de 2012

Adaptarse o morir

Todos los animales salvajes para sobrevivir se tienen que adaptar al medio que les rodea. De quién les voy a hablar no llegan a ser animales del todo, pero saben adaptarse como ninguno a los tiempos que corren según vienen. Ya saben, la iglesia no es tonta, y valora mucho que sus dirigentes sepan entenderse con el poder civil, ya saben ustedes, influir pero sin llamar la atención. Les hablo como no de la Iglesia Católica, esa secta que ha sabido a lo largo de la historia mantenerse y adaptarse a todo tipo de regímenes, ya sean dictaduras, repúblicas, democracias o lo que sea. Y el resultado está ahí para deleite de cualquiera. Un digno caso de estudio que ningún teólogo ni historiador ha sabido descifrar. Les cuento todo esto, porque hace unos días el obispo auxiliar de Barcelona dijo que “apoya la independencia siempre y cuando sea elegida democráticamente”. Toma del frasco, Carrasco. Ya sólo faltaba que se consiguiera con una guerra, pero seguro que esta secta se adaptaría al mejor postor, es decir, al culo más limpio que chupar para seguir teniendo sus privilegios y su poder. La pregunta no puede ser más obvia, ¿se está adaptando la Iglesia Católica a los nuevos tiempos que vienen para sacar partido?. Pues seguro que sí, sino no entiendo ese posicionamiento independentista si no es porque seguro que sacarán provecho de eso. Yo no sé si la conferencia episcopal tiene algo que decir al respecto, pero viendo como los obispos de Cataluña se abstuvieron cuando votaron ese punto en el orden del día, pues que quieren que les diga, que ya casi están posicionados, eso sí, no decantándose mucho por ese lado por si no hay independencia y tienen que seguir chupándole el culo al mismo de siempre, es decir, al ejecutivo de turno para que los unte. Estos pájaros siempre han sabido arrimar el ascua a su sardina y ahora no serán menos. La cuestión es por qué se posicionan si todavía no ha habido ningún referéndum al respecto ni nada por el estilo, porque lo que hay ahora es sólo suposiciones de un tipo conocido como Artur Mas, que todo lo ve a su manera y sin casi contar con nadie, es decir, de ilusiones arturianas. ¿Puede ser que los obispos catalanes sepan más del tema que el propio promotor de esta locura?¿puede ser que se les haya presentado Moisés con las tablas de la independencia y por eso sepan más que el propio Artur?¿puede ser que alguna luz divina les esté indicando de nuevo el camino para no perder comba ni subvenciones con los que seguir viviendo a cuerpo de rey?¿o simplemente son adivinos divinos que todo lo saben?. Mucha magia veo yo entre sotanas y sobre todo mucho posicionamiento antes de tiempo. Todo esto me huele a presencia divina dando la buena nueva. Seguro que es eso, sino ¿cómo saben tanto de la independencia y sobre todo arriman esa ascua a su sardina?. Mal augurio. Cuando el río suena, agua lleva. “Laus deo”. Bueno, así que os espero, para que me comentéis en profundidad, lo que pensáis o queráis a blogeros como yo. Un saludo.

 Compártelo:

Bookmark and Share

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comentalo, y dime que te parece

Compártelo con quien quieras

Bookmark and Share