sábado, 3 de septiembre de 2011

Una visita ruinosa

Nos ha visitado el antiguo Inquisidor General ahora convertido en Papa, el conocido como Benedicto XVI, con toda su opulencia y poderío económico, mientras en el cuerno de África mueren las personas porque no tienen nada que llevarse a la boca. Y yo pregunto, ¿por qué con todo el dineral que ha costado movilizar a este pájaro durante tres días, no lo han donado a esos países africanos?, hubiesen quedado mejor ante la sociedad y no hubieran molestado más de lo necesario. Pero hay que demostrar al mundo que un tiparraco como el papa, sigue teniendo poder sobre la secta que controla, y eso ha sido lo que ha pasado. Los beneficios de esa visita, sólo para la ciudad de Madrid, pero el gasto de policías, guardias civiles, seguridad, escoltas, gasolina, dietas, etc… es pagado por los impuestos de todos los españoles.
¿No es España un país aconfesional?¿por qué tenemos que soportar de nuestros bolsillos tanto gasto inútil?. Me pregunto qué pasaría, si algún líder musulmán quisiera hacer lo que ha hecho el Papa, ¿lo harían también?.
No se vayan ustedes a engañar. Los voluntarios que ha tenido la JMJ, han sido mano de obra gratuita, sólo había que darles alojamiento y comida, que ya es un ahorro para esta secta bien montada y organizada. Por otro lado, los 200 confesionarios que se montaron en el retiro para que las personas pudieran confesar fueron montados por una empresa a la que hay que pagar, ¿quién lo ha hecho?. Excepcionalmente estos confesionarios se van a utilizar para que las mujeres que hayan abortado pudieran confesarlo ante un cura y éste les perdonaría el gran pecado cometido y así librarlas del fuego eterno. Sería interesante que también hubiesen hecho algo excepcional con el colectivo gay y de lesbianas, y que hubiesen permitido ir a este colectivo a confesar que están enamorados de una persona del mismo sexo, y ya de paso recordarle a la iglesia que el amor que ellos sueltan a los cuatro vientos, también se dan en estas personas aunque desde Roma no se lo crean. También podía haber hecho una excepción, y dejar confesar a los curas pederastas para que así también los hubiesen librado del fuego eterno, pero en este caso, el Vaticano tiene ya su procedimiento, que es esconderlos en residencias de curas y dejar pasar el tiempo hasta que se olvide. Claro, olvidan los que no han sufrido esas barbaridades, pero los que las han sufrido deberían de haber ido y cagarse en los muertos más frescos del Inquisidor General ahora convertido en Papa y exigirle justicia para los suyos.
Pero todo esto es una quimera, y tanta policía y guardia civil es para evitar que cualquier trastornado por algún problemilla expuesto anteriormente deje en evidencia al hombre más rico del mundo y el más hipócrita también. Mientras en el cuerno de África mueren niños por no tener nada que comer, mientras el Inquisidor General y todos sus chupaculos, gastan en vino lo que esta pobre gente tendría para comer durante 6 meses. Que asquerosos y que hipócritas, y encima nos piden a nosotros que ayudemos, ¿con qué?. Mejor que no hubiese venido, porque payasos ya tenemos aquí, igual que hipócritas. “Laus deo”. Bueno, así que os espero, para que me comentéis en profundidad, lo que pensáis o queráis a blogeros como yo. Un saludo.

Wikio

1 comentario:

  1. Llevas mucha razon. Nos a costado un huevo esta visita, digan lo que digan los kikos i toda la iglesia en general

    ResponderEliminar

Comentalo, y dime que te parece

Compártelo con quien quieras

Bookmark and Share