miércoles, 5 de octubre de 2016

Europa es Jauja

Como cada mañana voy a desayunar al bar de mi amigo Pacorro. Se lo pueden tomar como una chulería por mi parte como otra cualquiera. El amigo tiene la costumbre de comprar la prensa diaria para que sus parroquianos y los que no lo son tanto, lean, se informen y vomiten con las noticias que traen esos medios de información vendidos al mejor postor ideológico. 
Pues bien, en unos de esos periódicos, me encontré con una noticia que me dejó patidefuá pese al escaso margen de sorpresa que a uno le deja ser súbdito español. Ésta decía así: “EL 80% DE LOS MUSULMANES RESIDENTES EN EUROPA, VIVEN DE LA ASISTENCIA SOCIAL Y SE NIEGAN A TRABAJAR”. Con noticias como ésta, lo primero que piensa uno es si esa asistencia social les llega hasta final de mes. Lo dudo, con lo cual tendrán que hacer otras actividades para compensar esas ayudas. Muchos de ellos, montan negocios en B para poder alcanzar el fin de mes sin muchos apuros, como talleres mecánicos que son el no va más en negocios. Pero los hay en todos los ámbitos y de todos los colores. 
Esa es la conclusión a la que ha llegado un investigador egipcio Ali Abd al-Aal, el cual afirma lo anterior y lo acota en porcentaje. Muy fino hila ese investigador. Pero en sus conclusiones, también aborda los problemas de la falta de aportación de los musulmanes en las sociedades occidentales en que viven, con el fin de disfrutar de los sistemas sociales de estos países. 
Señala que los musulmanes llegan a Occidente como refugiados o inmigrantes ilegales, no a llevar riqueza a las sociedades de acogida, sino por el contrario, se convierten en una amenaza para la seguridad y la estabilidad económica de Occidente. Por no hablar de la delincuencia. Ali Abd al-Aal cree que la asistencia social concedida en la Unión Europea atrae a los inmigrantes como un imán. 
¿Y para llegar a esa conclusión tanto estudio y tanta investigación?, este investigador debería de darse una vuelta por cualquier lugar de España para darse cuenta de que los centros médicos están llenos de esta gente, los hospitales lo mismo, las becas para estudiar también, Cáritas que aún siendo católica está plagada de esta gente pidiendo y así nos va. No curran, pero teléfonos móviles de última generación no les falta, buenas ropas tampoco y algunos casos buenos coches. Pero en fin, ya sabemos lo que pasaría si se le quitan todos estos privilegios, que los europeos somos racistas, y por eso las autoridades se la cogen con papel de fumar a la hora de tratar este problema. Pero de acuerdo con sus afirmaciones, si multiplicamos la cantidad media que cobra cualquier inmigrante musulmán acogido a la asistencia social por las decenas de millones de estos que viven en Europa, tendremos una idea de las cifras astronómicas que le cuesta a los países europeos esa presencia improductiva y parasitaria. 
Esta cantidad se duplica de manera considerable si se tiene en cuenta todos los demás inmigrantes no europeos que viven de la asistencia social, y si además le sumamos el coste de la delincuencia y la implosión social, entonces se dispara. Esta enorme cantidad de gastos, no son la única causa del empobrecimiento de Europa, pero contribuyen a su agotamiento. Los políticos parecen coincidir en que este sistema tan bonito para la imagen de las instituciones, que se basa en los derechos humanos, no funciona. Pero nadie tiene un plan para detener la inmigración masiva. 
Europa está condenada al fracaso. Suicidio político, social, cultural y de la civilización se ha programado, y si tienen que parar la máquina infernal de la destrucción de Occidente, incluso en unos pocos años será demasiado tarde. Es lo que tenemos. Bueno, así que os espero, para que me comentéis en profundidad, lo que pensáis o queráis a blogeros como yo. Un saludo. 

Compártelo:

Bookmark and Share

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comentalo, y dime que te parece

Compártelo con quien quieras

Bookmark and Share