miércoles, 10 de febrero de 2016

Otra burrada más

Con este obispo vamos de burrada en burrada. Será porque él es un burro diciendo barbaridades, y desde su púlpito particular, no se da cuenta de que los tiempos han cambiando y que no se puede ir por la vida haciendo amigos a su manera. Esa manera por otro lado tan particular pero sobretodo tan retrógrada y antigua. Este obispo se tiene que dar cuenta que con esa forma de actuar están perdiendo clientes, como si fuera un bar de lo más vulgar. 
Pero eso a este obispo no le importa, porque él y los cientos de miles que hay como él, comen, se visten y tienen áticos de lujo gracias a los de siempre, es decir, ciudadanos honrados y trabajadores que de los impuestos de los mismos están viviendo gracias a que el estado les endiña cantidades enormes de dinero para su manutención y sus lujos, incluidas las mujeres trabajadoras a las que este obispo en particular les tiene tanta tiricia. 
Todo lo anterior viene a colación, porque los otros días leyendo un periódico de tirada nacional, no eche la pota de milagro, cuando leí esta noticia que me dejo patidefuá pese al escaso margen de sorpresa que a uno le deja ser súbdito español. Ésta decía así: “HAY QUE QUITARLE EL VOTO A LAS MUJERES, PORQUE ULTIMAMENTE HACEN LO QUE QUIEREN Y PIENSAN POR SU CUENTA”. Esto lo dice el Obispo de Alcalá de Henares, el sinvergüenza conocido como Juan Antonio Reig Plá, y que aparte de lo anterior, sostiene que “EL FEMINISMO ES UN PROCESO DE LA DESCONSTRUCCIÓN DE LA PERSONA”. Así, sin más y sin cortarse un pelo. 
Si éste obispo piensa así de las mujeres, el estado no debería darle ni un euro de los impuestos de las mismas a la institución a la que él representa, y entonces otro gallo cantaría. Pero a este obispo le pasa como a los independentistas catalanes, que quieren irse de España pero seguir viviendo y gastando con los impuestos de todos los españoles. 
No se puede ser más sinvergüenza y más golfo. Yo no sé a qué espera el gobierno en funciones para trincarlo y encerrarlo en chirona por esas declaraciones machistas a más no poder. Si las hubiese dicho cualquier otro ciudadano que no tenga la protección del traje púrpura (y me apuesto lo que quieran), hubiese sido detenido, y encerrado en los calabozos por esas mismas declaraciones. Pero claro, estamos hablando de un pez gordo dentro de la jerarquía eclesiástica y eso amigo blogueros es harina de otro costal. 
Lo que yo no entiendo es cómo siendo España un país laico, tenemos que soportar las declaraciones machistas de pajarracos como éste obispo. Lo que yo no entiendo es cómo siendo España un país laico, se tenga que dar religión cristiana en los colegios y encima troncal. Lo que yo no entiendo es cómo siendo España un país laico, se les de subvenciones a gentuza de esta calaña para que luego suelten burradas como las que ha soltado el Reig Plá. No lo entiendo, o sí lo entiendo, si abro los ojos y asumo y me doy cuenta en qué país vivo. Laus deo. Bueno, así que os espero, para que me comentéis en profundidad, lo que pensáis o queráis a blogeros como yo. Un saludo. 

Compártelo:

Bookmark and Share

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comentalo, y dime que te parece

Compártelo con quien quieras

Bookmark and Share