domingo, 6 de octubre de 2013

Toma del frasco, Carrasco

La semana pasada colgué un post* dedicado al amiguete Griñan en donde hacía referencia a lo privilegiado que es, aún estando imputado por ladrón en el caso de los ERES falsos de Andalucía. En ese post decía que el colega iba a cobrar tres sueldos mensuales. Pero me equivoqué queridos y estimados blogueros, son cuatro sueldos. Sueldos no sueldazos, porque este último llega a la friolera de 1.046€ por asistir de vez en cuando a una comisión. Les hablo del mangante de Griñan, ese político que fue puesto ahí por Chaves, y el mismo que no sabía nada de lo que se cocía en su gobierno referente al mayor caso de corrupción habido y por haber en España, el que se refiere a los ERES. 
Todo esto se lo vengo a decir porque esta mañana mientras desayunaba en el bar de mi amigo Pacorro he visto por internet esta noticia: “Griñan, de los ERE andaluces al Senado para vicepresidir la comisión... de Empleo”. Toma del frasco, Carrasco. Como se puede apreciar para llegar lejos en esta España de pacotilla sólo hay dos caminos: ser político y el otra ser un político y además un sinvergüenza como es el caso que nos ocupa. El colega percibirá a su ya abultado sueldo de senador, a su abultado sueldo de presidente del PSOE, a su abultado sueldo por ser ex presidente de la Junta de Andalucía un complemento o sueldo, llámenlo como quieran, de 1.046€, como les indicaba al principio del post. Encima el otro sinvergüenza caradura y compañero de choriceo y de imputación el conocido como Chaves, acusa a la juez Alaya de “rozar la prevaricación con su auto”. Toma del frasco, Carrasco. 
Estas cosas me parecen a mí que sólo pasan en España, un país en donde la desfachatez y la poca vergüenza de nuestros políticos (TODOS LOS POLÍTICOS) claman al cielo. En este asqueroso país, con esta asquerosa casta política que nos ha tocado tener, el que algún político dimita es una quimera por ahora inalcanzable. Lo real y lo que vemos todos los días en la televisión y en cualquier medio de comunicación es como nuestra asquerosa casta política nos roba sin ningún pudor y delante de nuestras narices y encima estos ladrones de guante blanco, intentan desprestigiar a la justicia (más de lo que está ya) y por supuesto echan mano de triquiñuelas políticas (realizadas por ellos mismos y para salvaguardar su estado de bienestar, ojo al matiz) para eludir ser juzgado como el resto de los españoles. Toma del frasco, Carrasco. 
Lo hemos visto, lo estamos viendo (en este caso con Griñan) y lo seguiremos viendo, porque les recuerdo que estamos en España y eso es un detalle a tener muy en cuenta a la hora de entender la mayoría de cosas que suceden en este desgraciado país de mierda que nos ha tocado. Recuerden que: “La política es el arte de buscar problemas, encontrarlos, hacer un diagnóstico falso y aplicar después los remedios equivocados”, aunque en este griñanazo todo ha sido correcto. Pero sólo para su beneficio, no se vayan ustedes a emocionar. Sinvergüenza. Porca miseria. Bueno, así que os espero, para que me comentéis en profundidad, lo que pensáis o queráis a blogeros como yo. Un saludo. 

*PD: míralo AQUÍ

Compártelo:

Bookmark and Share

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comentalo, y dime que te parece

Compártelo con quien quieras

Bookmark and Share