domingo, 6 de febrero de 2011

Toda una lección

Nuestros sindicalistas han tenido una semana triunfal. Aunque ustedes no se lo crean, en España sigue existiendo una cosa llamada sindicatos, aunque no se les vea por ningún sitio, ni se les vea defendiendo los derechos de los trabajadores, ni se les vea organizando ninguna movida gorda con la que está cayendo. Lo que les decía era que están triunfales porque se han tenido que bajar los pantalones ante algunas exigencias del gobierno como el trabajar más para cobrar menos en el tema de las pensiones, sin ir más lejos. Porque si consideran un triunfo eso, es para coger un camino. Pero a ellos como siempre les da igual todo, mientras que haya subvenciones a tutti plen por parte de su amigo y jefe ZP, ellos a vivir del cuento, igual que lo están haciendo hasta ahora.
Todo esto viene a colación porque como saben ustedes tengo la manía de leer, se lo pueden tomar ustedes como una chulería por mí parte como otra cualquiera. Leí una noticia que me dejó pasaillo, no mucho la verdad, porque yo ya sabía de qué lado masca la iguana en el tema de estos sindicatos vendidos y sobornados al mejor postor, que en este caso es el gobierno. Lo que leí fue lo siguiente: “el secretario de uno de los sindicatos mayoritarios alemanes dijo que se sentía muy orgulloso de que su sindicato viviera de las cuotas de sus afiliados”. Lo primero que pensé fue que eso es toda una lección para los maestros de las subvenciones en España que no son otros que nuestros sindicalistas Toxo y Méndez. Y encima, el tío este alemán lo soltó delante de ellos, es decir, en una rueda de prensa que hicieron los tres representantes sindicales. Ya me imagino la cara de vergüenza que se les pondría a los dos subvencionados sindicalistas. Una de esas caras que dice tierra trágame, o en que mala hora hemos traído a este tío aquí a sacarnos los colores, o no. Porque siempre he dicho que para que te de vergüenza, primero tienes que tenerla y al 4º vicepresidente del gobierno el tal Méndez y su colega el Toxo no la tienen ni de la barata, que ya es decir. Porque estando la cosa como está, con el gobierno que les da de comer cada día asfixiando más a los trabajadores que ellos dicen defender, haciéndose la foto por un acuerdo que sólo favorece a los privilegiados de sus señorías senadores/as, parlamentarios/as y a ellos, porque al resto de los trabajadores es una metida de mucho cuidado porque tenemos que trabajar más años, ininterrumpidamente durante 38’5 para que te dejen el 100% de la jubilación, y no han tenido el valor de mover sus enormes culos de sus butacones, eso dice mucho ya de estos sindicatos parásitos y golfos. Lo único que hacen de vez en cuando es gruñir cuando el gobierno hace cuentas y dice de asfixiar un poco más a los españoles.
Por eso, lo que tenían que hacer este par de dos y sus sindicatos, es dejar de exprimir al gobierno con las subvenciones tan millonarias que les da a cuenta de los impuestos de los trabajadores que ellos dicen defender, y pasar a vivir de los afiliados, lo mismo que los alemanes. Pero claro, hacer eso significa dejar de tener unos privilegios que muchos currantes quisiéramos, significa tener que trabajar y eso a ellos después de tantos años haciendo el vago les sería como estar condenado a trabajos forzados, significa tener que buscarse la vida con unos trabajadores que están un poco hartos de ellos (sino vean el fracaso de ese simulacro de huelga que hicieron el 29S) y encima pedirles dinero con la que está cayendo. Por eso, cuando comparan algunas cosas que a ellos les interesan con el resto de Europa, también deberían de fijarse en los sindicatos europeos, y ver como en la mayoría de los países estos viven de las cuotas de sus afiliados.
Por eso deberían de aprender a ganarse al personal trabajando, en vez de estar cenando en el Bulli, o en los mejores restaurantes de Madrid como hacen, y empezar a dar ejemplo y trabajar por los pocos trabajadores que quedan. Pero eso queridos blogueros es una quimera, porque estos están habituados a trincar y derrochar. O como se dice en mi pueblo, dame pan y dime tonto. Pero mientras que sea así, pues ellos a vivir, ¿para qué complicarse la vida?. Que sindicatos por dios. Bueno, así que os espero, para que me comentéis en profundidad, lo que pensáis o queráis a blogeros como yo. Un saludo.

Compártelo:

Bookmark and Share

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comentalo, y dime que te parece

Compártelo con quien quieras

Bookmark and Share