sábado, 10 de enero de 2009

Otra vez las rebajas

Llegan como agua de mayo, cuando más hacen falta, y este año por adelantado. Si señoras y señores son las rebajas que han empezado con algunos días de antelación para los insufribles consumidores que somos. Sí es eso los que nos pasa, nos hemos vuelto tan consumistas que ya compramos por comprar cosas que no nos hacen falta, y sólo lo hacemos por el simple hecho de aparentar o ser más que el vecino. Pero esta situación me plantea varias cuestiones, ¿cómo puede ser que los comercios hagan descuentos de hasta el 60%?¿quiere decir eso que aunque hagan descuentos siguen ganando pasta? Si tienen beneficio ahora en rebajas, no quiero pensar cuanto tienen cuando éstas no están, por lo menos el equivalente al descuento que ofertan. También se puede dar el caso que sea una estrategia de marketing para que consumamos más y así obtener más beneficio todas las empresas que llevan este tinglao. Siguiendo esta tendencia de las ofertas, el gobierno podría proponer que las mantuvieran durante todo el año, o por lo menos para los años de crisis, para poder fomentar el consumo, y claro los comerciantes seguirían ganando dinero, y los consumidores pues ahorraríamos y viviríamos un poco más desahogados, total van ha seguir ganando pasta, que más les da a ellos. Las rebajas también demuestra algunas cosas que nadie ve o que la gente mira para otro lado; está muy de moda ahora ver a agricultores en las puertas de los grandes centros de distribución quejándose y no sin razón de que estas grandes superficies venden sus productos a precio de oro mientras que a ellos se los pagan a 4 pesetas, ¿pasa lo mismo en la moda? A simple vista parece que no, porque seguramente estos centros de moda lo paguen como tienen que pagarlo, ¿o por el contrario pagan para callar bocas? O peor aún, ¿lo exportan de países donde hablar y quejarse es delito? No sé, no sé, pero da que pensar y sobretodo pone en duda esto de las rebajas tan bestiales que hay, sobretodo este año. También lo que nadie ve o no quiere ver, es donde se aplican las rebajas, y si se han dado cuenta siempre es a los artículos de ropa, y algunas cosas más, y mi pregunta es, ¿por qué no las aplican a las cosas más esenciales, como por ejemplo la comida? Porque se puede pasar sin unas bragas, pero del pan o de cualquier otro alimento pues no se puede. Esto sería una buena iniciativa que se podría plantear ante el organismo correspondiente, y quién habla de comida, pues de luz, de agua, de la basura, etc.. y así si que serían unas auténticas rebajas, y la peña tan feliz como una perdiz. Pero claro, perfectamente saben los comerciantes y su gremio que sin luz, sin agua, sin pan, sin fruta, etc.. no se puede vivir, pero sin ropa se puede pasar. Todo es posible, lo único que sé es que con muy poco dinero te puedes equipar muy bien y sin ningún tipo de problema aunque tengas que pagar los alimentos a precio de oro. Pero colegas, son las rebajas y hay que aprovechar porque el chollo dura poco. Bueno, así que os espero, para que me comentéis en profundidad, lo que pensáis o queráis a blogeros como yo. Un saludo

1 comentario:

  1. Yo simpe lo he dicho; la cuesta de enero no es por las compras de Navidad... es porque la gente se gasta más dinero de la cuenta en las rebajas.

    ResponderEliminar

Comentalo, y dime que te parece

Compártelo con quien quieras

Bookmark and Share