domingo, 3 de diciembre de 2017

Desde Bruselas

Lo que está pasando con Puigdemoort es de chiste. Es de película de los hermanos Max y que me perdonen éstos por la comparación. Pero la cruda realidad es la que es y Puigdemoort está haciendo de las suyas sin que nadie haga nada y encima se está riendo de todos los catalanes y de todos los españoles al hacer cosas fugado y buscado por la justicia, aunque ésta última lo tenga bien localizado, como es el caso. Resulta que Puigdemoort ha creado un nuevo partido político, o al que tenía antes le ha cambiado las siglas para no parecer que es la misma mierda de antes. El caso, es que Puigdemoort ha creado JuntsxCat, que será el mismo perro lleno de pulgas, pero con distinto collar. 
Encima Puigdemoort tiene la santísima desfachatez de pedirle al gobierno español “QUE SAQUE SUS GARRAS AUTORITARIAS DE CATALUÑA”, con lo cual cabe pensar que Puigdemoort es un chulillo de poca monta que dice estas cosas fuera de su Cataluña por que el tipo salió escopeteao para no ser detenido por la policía. Le falto tiempo al notas. Luego desde Bruselas es muy fácil exigir a los demás que hagan cosas. 
El ya candidato de JuntsxCat a presidir la Generalitat, el prófugo valiente Carles Puigdemoort, ha defendido la transversalidad de la lista que representa y se permite el lujo de soltar las lindezas fáciles que se pueden soltar estando prófugo y lejos de la justicia española. Las lindezas son del tipo, ahora hace falta ser militantes de Catalunya, más allá de partidos. Toma del frasco, Carrasco. 
Es muy fácil hacer la guerra escondido mientras se les pide a otros que la hagan. Es muy fácil abandonar el barco el primero, sabiendo de antemano que éste se va a hundir con gente dentro. Es muy fácil abandonar a los tuyos a su suerte aún sabiendo la suerte que van a correr. Es muy fácil soltar gilipolleces desde la distancia sabiendo que por ahora la justicia que tenemos no le va ha hacer nada. Pero tiene la suerte de vivir (ahora no, pero la ley se lo permite) en un país en donde se puede presentar a presidente aunque sea un prófugo de la justicia. Tiene la suerte de que si sale presidente de la Generalidad de Cataluña podrá volver a España porque está o será aforado, con lo cual la justicia de la gente normal le tocará las pelotas ya que tendrá que ir al Tribunal Supremo. Esa es la suerte que tiene y eso es lo que está intentando conseguir. 
Un plan muy bien orquestado y como se vio, se ha visto y se verá no le ha importado tirar a los pies de los cabellos a todos sus fieles secuaces encarcelados, como tampoco le ha importado los ciudadanos catalanes. Todo esto es para hacérselo mirar y meditar sobre las futuras elecciones catalanas. Hay que saber a quién se vota, ya no por tu ideología, sino por las consecuencias que puedan acarrear elegir otra vez a éstos mamarrachos traidores. Bueno, así que os espero, para que me comentéis en profundidad, lo que pensáis o queráis a blogeros como yo. Un saludo. 

Compártelo:

Bookmark and Share

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comentalo, y dime que te parece

Compártelo con quien quieras

Bookmark and Share