sábado, 27 de septiembre de 2008

Mi amigo el GC

Este verano he estado con uno de mis mejores amigos. Llevamos conociéndonos por lo menos 25 años, y como todos los veranos nos vemos en las vacaciones porque da la casualidad que somos del mismo lugar, con la diferencia que él está en el País Vasco y yo en la Región de Murcia. Él hace 18 años que está destinado en el mismo lugar, y no quiere dejarlo porque dice que es lo único que sabe hacer. Me cuenta que ya está empezando a cansarse, no de lo que hace, sino de que después su trabajo se vea tirado a la basura por un juez que no considera oportuno la actuación o las pruebas que presenta. Es lo que hay -me dice-, la mierda de justicia que tenemos en España. Un etarra saliendo de la cárcel después de haber matado a unas cuantas personas; un pederasta condenado a no sé cuantos años de cárcel, pero que luego no cumple ni la mitad de los años que le hechan –porque esta mierda de leyes que tenemos así lo dicen- y es que a los 3 años está en la calle; otro que mata a 2 guardias civiles, porque se cree Robin Hood, y la madre de uno de ellos le intenta agredir en el juicio y encima un poco más y detienen a la madre de uno de los asesinados, etc... es el cuento de nunca acabar, es lo que hay amigo mío, por eso me estoy pensando dejarlo y pedir un destino más tranquilo donde pueda chupar de la teta a mi manera, como hacen otros con más responsabilidad que yo. Todo esto me lo contaba mientras nos enjuagábamos, y yo a la misma vez pensaba: menuda alegría le vas a dar a tú madre querido amigo, después de tantos años fuera de casa (eso realmente no es el problema, sino el oficio que tiene y sobretodo donde está) y muchas noches sin dormir. Me echo un trago de birra al pecho y le digo con esa amistad que nos une desde hace tantos años: mira amigo mio (omito su nombre por razones que no vienen al caso), esa milonga de dejarlo y vivr más tranquilo, se lo cuentas a otro. Te conozco lo justo para saber que tú no sabes vivir de otra manera. Has nacido para esto y te jubilaras así. La verdad no es otra, tú no sabes hacer puertas, tú no sabes patrullar, tú ya no sabes colocarte el uniforme de faena, pero lo qué si sabes es estar noches sin dormir haciendo vigilancias, analizar los rompecabezas de la información que trincáis, y después pasar a la acción sin despeinarte, colega, porque es eso lo que sabes hacer, y todo lo demás es una gilipollez como un templo. Jamás entenderé lo frustrao que te encontrarás tú y tus colegas, cuando esta justicia de mierda que tenemos tira por el suelo tantas horas de vuestro tiempo y trabajo y tanto dinero de los contribuyentes. Pero como tú dices, es lo que hay y tenemos dos opciones: o tragar o pirarnos de este jodido país. Así que, disfruta de estos días de vacaciones con tu familia y amigos y ya te engancharas de nuevo al curre y entonces te comerás otra vez el coco para solucionar los problemas. Entonces me mira, coge la birra, se hecha un trago, asiente con la cabeza y me dice: llevas razón amigo, continuare dando tralla por allí arriba, porque España no se merece esto que le están haciendo.
Entonces, me sentí muy orgulloso (como siempre, desde que ingreso en la GC) de él y de toda la peña que se dedica a su oficio y que no para de dar golpes espectaculares, para que los demás españoles (incluidos estos políticos, estos jueces y esa basura que hay por el norte y se dedica a tener a un país acojonado) vivamos de puta madre y sin problemas. Va por ti amigo mío, y sigue así. Desde la lejanía tienes mi apoyo. Ha, su oficio es GC, con un par de cojones. Bueno, asi que os espero, para que me comenteis en profundidad, lo que pensais o querais a blogeros como yo. Un saludo

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comentalo, y dime que te parece

Compártelo con quien quieras

Bookmark and Share